Quindío en Alerta por aumento de delitos informáticos

 
En la medida en que las nuevas tecnologías van avanzando, así mismo los delitos informáticos evolucionan, motivo por el cual, el Cuerpo Técnico de Investigación, CTI de la Fiscalía, en su informe anual del año 2018 aseguró que nueve de cada 10 personas están expuestas a esa modalidad de delitos.

En Colombia, según el Comando Cibernético de la Policía, el hurto por medios informáticos fue el delito de mayor impacto en 2018 con aproximadamente 24.000 denuncias de ciudadanos, en los cuales, más del 50% de los casos están relacionados con la banca y fraude en cuentas bancarias.

Esto se debe a que hubo un aumento significativo de la modalidad de hurto por medio informático el año pasado. Para ilustrar, según cifras del CTI, mientras en 2017 entre enero y febrero los casos presentaron un aumento de 26,34%, en el 2018, en el mismo periodo, el incremento fue de 60%.

En el país existe la ley 1273 de 2009 en la cual figuran los delitos informáticos y la protección de la información y de los datos con penas de prisión de hasta 120 meses y multas de hasta 1500 salarios mínimos legales mensuales vigentes.

Modalidades propias del delito informático

Actualmente, existen seis delitos cibernéticos más comunes según la Policía Nacional:
El primero es Phishing, que consiste en adquirir información confidencial de forma fraudulenta.
El Skimming, el tristemente célebre “cambiazo” cuando copian la banda magnética de las tarjetas de crédito.

La estafa cibernética es cuando el delincuente usa herramientas tecnológicas sofisticadas para acceder a distancia a una computadora con información confidencial.

La Carta Nigeriana se lleva a cabo principalmente por correo electrónico no solicitado, es decir, un spam, que consiste en ilusionar a la víctima con una fortuna inexistente y persuadirla para que pague una suma de dinero por adelantado.

Y la última modalidad de delito informático es, el Malware, que incluye spyware (software espía), adware (software publicitario), phishing, virus, troyanos, gusanos, rootkits, ransomware y secuestradores del navegador, todas estas intentan acceder a una computadora, celular o Tablet sin el consentimiento de su dueño, con el fin de robar, cifrar o borrar sus datos, alterar o secuestrar funciones básicas del ordenador y espiar su actividad.

La Policía Nacional identificó que, dentro de los peligros cibernéticos más comunes en Colombia, se encuentran: compra fraudulenta de tiquetes aéreos; suplantación de sitios web (phishing); clonación de tarjetas y vulneración de credenciales bancarias; instalación de software malicioso (malware) para el hurto de datos bancarios; suplantación de entidades bancarias mediante llamadas y mensajes de texto y Fraude con tarjeta presente y no presente.

En el Quindío un hombre fue juzgado por delito informático

El Juzgado Penal Municipal, con funciones de control de garantías, y la Fiscalía imputaron cargos a un hombre por el delito informático en la modalidad de hurto por cambio de tarjeta bancaria.

Según la investigación de la Fiscalía, los hechos ocurrieron el 6 de noviembre de 2016 en un centro comercial de la ciudad de Armenia. El implicado ingresó a un cajero automático donde una persona realizaba una transacción bancaria y sin que la víctima se percatara le cambio la tarjeta al cliente por una similar, mientras memorizaba la contraseña para luego hacer retiros de dinero. Posteriormente, retiró con la tarjeta al menos $5 millones de la cuenta bancaria. 

El hombre identificado por Luis Alexander Yépez Bravo tiene antecedentes de delito informático en la modalidad de hurto en Bogotá, Valle, Tolima y Santander. Además, registra anotaciones por hurto simple, tráfico de estupefacientes, porte de armas y violencia intrafamiliar.

Esta no es la primera vez que en el departamento una persona es implicada en delitos informáticos. En septiembre del año pasado, dos hombres fueron sindicados de hurto por medios informáticos y violación de datos personales agravada, al usar los datos de las tarjetas de crédito de los huéspedes en el lugar donde trabajaban, para realizar compras en los portales de internet.

De esta manera, ambos casos de delitos informáticos dan cuenta que en el Quindío la modalidad de robo está enfocada en las cuentas bancarias o las tarjetas de crédito. Las autoridades recomiendan utilizar contraseñas seguras, navegar por páginas web de confianza, instalar un Firewall o cortafuegos con el fin de restringir accesos no autorizados de Internet e instalar en los dispositivos electrónico algún tipo de software anti-spyware, para evitar que se introduzcan en su equipo programas espías destinados a recopilar información confidencial sobre el usuario.

Quindío en Alerta por aumento de delitos informáticos

GENERALES |