“Arde” Cambio Radical en Armenia,  por cuenta de la crisis de los bomberos: fuego amigo

 

  • Según el Presidente del Concejo Municipal durante más de dos años y medio el partido nunca fijó su posición política, tampoco votó los Proyectos de Acuerdo en bancada, pero curiosamente, de tres meses para acá, hicieron efectiva la ley que obliga a sus integrantes a cumplir las reglas. Ellos se defienden y ratifican su visión

 

El concejal Orley Ortegón Gallego de Cambio Radical se encuentra atrapado en una telaraña a la que fue atraído y arrastrado por las circunstancias, pero de la que difícilmente se podrá liberar por las vías tradicionales, al menos hasta el 31 de diciembre de 2019, cuando termine su periodo, fecha en la que quedaría en libertad de irse para otra colectividad (si quiere seguir siendo Concejal más adelante), sin embargo, queda claro que no podría aspirar por un partido distinto a Cambio Radical (al menos inmediatamente), colectividad que muy seguramente le negará el aval, si es que lo que quiere es hacerse reelegir en octubre del próximo año. La otra posibilidad es la expulsión o  en caso extremo, renunciar y dedicarse a sus actividades particulares.

Todo ese embrollo, porque no transigió, votó y presentó positivamente una ponencia de un proyecto de acuerdo que le daba vida jurídica a la creación de unos cargos en el Cuerpo Oficial de Bomberos de Armenia, opuesto a lo que pretendía su partido.

Lo que le sucedió a Ortegón es el típico manejo que le dan los jefes de los partidos a los “nuevones” en política: seres que sueñan en hacer el bien, altruistas y que su trabajo social es genuino. Pero como todo en la vida, la “tentación mató al gato”. Este joven estilista que trabaja en la actividad hace cerca de 20 años, tenía como proyecto de vida paralelo ayudarle a la gente, a los más necesitados, a los más pobres sin contarle a nadie. Él y su pareja en forma silenciosa se dedicaron por años a una labor social anónima, se podría decir que no tenían ninguna necesidad de hacerlo público, porque no querían, porque era parte de su responsabilidad social, de esas que no necesitan reconocimiento, condecoraciones o fotos en los medios de comunicación.

En casi todos los barrios más deprimidos de la ciudad, Orley se dedicó a enseñarles a trabajar decentemente, a motilar. Su academia móvil gratuita de peluquería por años le enseñó a cientos de muchachos a ganarse la vida honestamente. Jóvenes de todos los sexos que no solamente recibían instrucción gratis, sino “plantes”, apoyos económicos para que comenzaran sus negocios en sus propias casas. Una labor que casi nadie conoce, pero que es más importante que cualquiera.

Sandra Manrique

Sin embargo, en 2015 una habitual clienta de Orley en su peluquería, ubicada en un prestigioso club de Armenia, terminó por convencerlo de lanzarse al Concejo Municipal. La señora Sandra Manrique secretaria de agricultura en ejercicio de Sandra Paola Hurtado y ex concejal de Armenia le habló bellezas de Cambio Radical y de la gran proyección que tenía no solamente su jefa política sino el Partido como tal, ante la expectativa del potencial triunfo de Sandra Gómez en la gobernación y de José Manuel Ríos en la alcaldía de Armenia, ambos protegidos de la hoy ex gobernadora en las pasadas elecciones regionales. Todo pintaba muy bien, pero los grandes objetivos electorales no se cumplieron (Gobernación y Alcaldía). No hay que volver a contar la historia de ese desenlace político del que todos ya saben cuál fue el resultado.

La política seduce… y de qué manera!

Ortegón se dejó seducir. La insistencia de la secretaria de agricultura departamental era tremenda. No quería terminar su periodo sin un “concejal de bolsillo”, para futuros planes. Y aunque es claro que fue elegido, en parte, con el apoyo también de los votos de su nueva mentora política, no todo fue color de rosa en esa elección. Las cosas salieron casi perfectas, léase bien, casi, hasta que todo se enrareció el día de elecciones, después de las 4:00 pm, cuando los números lo daban como potencial concejal electo. Lo que era aparentemente un buen candidato para Cambio Radical (de dientes para afuera), una persona nueva en política, una propuesta fresca, en verdad resultó ser un “comodín” para sus dirigentes quindianos. Obvio, necesitaban sus votos para la cifra repartidora, pero nunca se imaginaron que lo lograría. O casi, hasta ese momento.

Durante muchas jornadas, de día y de noche el profesional de la peluquería se dedicó a cuidar sus votos en el escrutinio, al lado de su equipo de trabajo. Lo raro es que la lucha no era contra los liberales, declarados enemigos irreconciliables, sino que era “fuego amigo”, es decir, los ataques venía de su nuevo partido (Cambio Radical), algo que nunca entendió. ¿No se trataba pues de una gran oportunidad, para seguir trabajando por la gente?

Sandra Paola Hurtado

No era para menos su confusión y estupor, un cabeza a cabeza se generó entre Orley Ortegón y Érika Fernanda Falla, hoy concejala por otras circunstancias. La presión hizo que se rompiera en mil pedazos ese diálogo cautivador de la jefa de Cambio Radical (Sandra Paola Hurtado) y después con Sandra Manrique, cuando según Ortegón, una vez se dio la elección, ellas dos se inclinaban mejor por Falla, que por él, lo cual desveló la verdadera estrategia. Aunque nunca se dieron a conocer los detalles de ese incidente a la opinión pública, lo cierto es que muchas personas dentro del mismo movimiento le entregaron al concejal evidencias de las intenciones de la gobernadora y de su secretaria de agricultura de ese entonces. El mensaje fue claro: “como fuera había que bajar a Ortegón y subir Érika”: otra curiosidad, de si en verdad se pueden manipular los resultados en el mismo proceso de escrutinio que se cumple en el Coliseo del Café.

Se podría decir que la relación se acabó el mismo día que la Registraduría confirmó los resultados, semanas después. Orley Ortegón le ganó la curul por tres (3) votos a Érika Falla.

Toda la historia para entender de dónde viene la animadversión del mismo Partido Cambio Radical contra uno de sus propios integrantes en Armenia, incluso meses antes de posesionarse para el periodo 2016-2019. Algo que aunque era un secreto a voces en la corporación, salió a flote ahora, cuando sus colegas lo denunciaron por presuntamente infringir la ley de bancadas, y contradecir la voluntad de la colectividad en un proyecto de acuerdo.

El caso de bomberos

En noviembre de 2017 el Concejo de Armenia aprobó el Proyecto de Acuerdo que habilitaba a la administración municipal para nombrar en propiedad tres cargos directivos en el Cuerpo Oficial de Bomberos de la ciudad, un clamor ciudadano que no solamente era justo, sino absolutamente urgente, debido a la interinidad en los principales cuadros de ese organismo, en un municipio altamente vulnerable a las tragedias, especialmente telúricas.  Carlos Mario Álvarez, como alcalde en ese momento, no pudo hacer efectivos los nombramientos porque se atravesó la ley de garantías para las elecciones del Congreso de la República y luego las presidenciales. Se venció el plazo de seis meses y es por eso que la iniciativa fue incluida nuevamente en el paquete de las sesiones extras presentadas por Álvaro Arias Young, como alcalde encargado, meses después de la captura y posterior renuncia del titular.

“Con plena honestidad  todos los armenios son conscientes de la calamitosa situación de los bomberos, en cuanto al estado del mantenimiento de sus vehículos, el pésimo estado de sus uniformes, la misma infraestructura física llena de goteras y los enormes problemas de personal. No podía ser irresponsable con la ciudad que me eligió, por eso me mantuve en que la ponencia debió ser positiva”, dijo Ortegón.

Aseguró que sus compañeros nunca expusieron la necesidad pública de votar negativamente la ponencia, que por sorteo le fue asignada. “Consideraba que era de suma importancia que se aprobara, por lo que así lo sostuve en la comisión. No podía cambiar de opinión a última hora, porque la proposición ya estaba radicada y era ilógico que votara negativamente en la plenaria, lo que yo como ponente estaba defendiendo en el papel”, sostuvo.

En las próximas horas de la presente semana el Concejo tendrá que decidir si aprueba o no la iniciativa.

Amigos por conveniencia

Varios concejales consultados admitieron que cuando estaba Álvarez Morales en el poder había una coalición de 19 corporados y que todo era apacible en la entidad coadministradora, haciendo alusión a que no se presentaban tantas discusiones ni peleas, como ahora. Algo curioso, porque es bien sabido que Cambio Radical era el enemigo número uno del liberalismo, encabezado por Luz Piedad Valencia en elecciones antes de octubre de 2015. Los primeros meses de gobierno las relaciones con el concejo fueron tensas, pero desde diciembre de 2016, cuando se conoció de la ruptura de la ex alcaldesa con Carlos Mario, sorpresivamente todo fue “paz y amor”. Este portal denunció entonces nuevas alianzas entre la ex gobernadora Hurtado Palacio y el grupo liberal del CAM, lo que finalmente consolidó la coalición de casi el 100% de los concejales, incluyendo los de otros partidos, que no quisieron quedarse por fuera.

Cuando fue nombrado Arias Young, curiosamente, aseguró Ortegón, aunque nunca se había hecho efectiva la ley de bancadas, todo cambió de un momento a otro. “No había reuniones formales para definir posiciones ante los proyectos de acuerdo a discutir, lo digo porque no existen actas de algo que nunca sucedió, pero paradójicamente apenas hubo un cambio en la administración, tras el problema del alcalde Carlos Mario, su posterior renuncia y el nombramiento de los mandatarios encargados, fue entonces cuando se partió la coalición y las cosas se tornaron tan complicadas como lo están hoy”, anotó el corporado.

Al ser preguntado acerca de eso tan raro, explicó que durante tres días, previo a la discusión de la ponencia, las decisiones fueron sorpresivas, se designó como vocera a la concejal Érika Falla, acto que nunca se legalizó ante la plenaria, ni ante la secretaría general de la corporación, además la bancada nunca había fijado posiciones oficiales, como lo manda el reglamento interno del Concejo.

Los documentos hablan

Con respecto al proyecto de acuerdo de los bomberos, se estableció que la ponencia no solamente era de iniciativa de la administración, sino que el 27 de agosto de 2018, la propia secretaria de gobierno Gloria Cecilia García sustentó la conveniencia legal, la necesidad y el aval del Departamento Administrativo de Fortalecimiento Institucional (recursos humanos), lo que garantizaba la creación de los cargos de comandante, capitán y subteniente. Armenia es la única ciudad capital del país que no cuenta con comandante en su cuerpo oficial de bomberos.

LOS JUANES tiene en su poder varias certificaciones. Una expedida por el presidente del Concejo, Álvaro Jiménez Giraldo, en la que señala que Cambio Radical nunca votó en bancada, desde luego lo certificó en 2018 (lapso de su presidencia), pero aclaró que como concejal, tampoco evidenció que lo hiciera el partido en 2016 o en 2017.

Así mismo, SE conoció de otro documento en el que el mismo presidente de la entidad respondió a la inquietud de que si en comisión se debe contar con el aval o se debe discutir el sentido de la ponencia, por lo que respondió que esa responsabilidad es del corporado en forma individual y nada tiene que ver la bancada.

Hoy, el concejal Orley Ortegón fue sancionado por el Comité de Ética de Cambio Radical a nivel nacional. En tiempo record le fue impuesto, en primera instancia, el castigo de no poder votar ni tampoco poder hablar en la plenaria o en las comisiones, pena que desde luego fue apelada por el político.

La semana anterior la plenaria del Concejo tenía previsto debatir ese mismo proyecto, pero el grupo que apoya a Arias Young, compuesto por 9 concejales no asistió y la sesión fue cancelada, lo que les costó muchas críticas de los medios, preguntas de la Procuraduría, solo otra jugada, muy propia del tiro y afloje entre dos bandos ya plenamente identificados.

Los otros 10 concejales, mejor (ahora 9), entre los que se cuentan los de Cambio Radical, mantendrán su posición.

Habla Cambio Radical

El concejal Gerson Obed Peña de Cambio Radical le dijo en entrevista a LOS JUANES que las condiciones financieras del municipio habían cambiado en solo ocho meses para nombrar a tres funcionarios del cuerpo oficial de bomberos y además darle facultades al alcalde para reorganizar la planta central de la alcaldía. “No es un secreto que ha sido un año muy difícil para las arcas de la ciudad y por responsabilidad debemos posponer esa decisión”, anotó Peña.

Lo que si fue evidente es que por esos días se le incrementó el sueldo al Acalde de Armenia, a la Personera y al Contralor  ($13.144.250). Y aunque el Concejal preguntado afirmó que es de ley, no se ve bien, que se le suba el salario a los funcionarios mejor pagados de la ciudad, mientras no hay plata, según él, para pagarle a tres bomberos, que su objetivo es salvar vidas.

Se le preguntó también que si no creía que poner la queja en Bogotá y hacer sancionar a su compañero de bancada era como “dispararse en el pie” y dañar la coalición que tenían de 10 concejales. “Esto no es un tema de coalición, hay que entender que existe una Ley que es de Partidos y nos debemos a ella, nos gusten o no las decisiones, nos debemos a esas reglas. Al no cumplir con lo estipulado era nuestra obligación informar al partido y así se hizo por parte de los otros cuatro miembros de la bancada. Las curules le pertenecen a los partidos no a las personas”, respondió.

En lo referente a la posibilidad de expulsión del partido para Ortegón,  Peña indicó que la posibilidad existe siempre y cuando fallen en su contra. Si no le impetran una queja disciplinaria o una denuncia penal y siempre y cuando fallen  favor de él, muy posiblemente podrá concluir su periodo”, dijo.

Se le reiteró si contemplan procesos penales contra su colega, a lo que Gerson Obed Peña dijo que eso lo define el partido.  “Cuando una persona toma posesión de un cargo de estos jura cumplir la Ley y la Constitución, al violar este juramento hay varios casos en Colombia donde se les han imputado delitos penales”, comentó.

Gerson Obed Peña negó fracturas al interior de su partido. ¡Ahora estamos más unidos que nunca”, aseguró.

Se le indagó que si son designadas Luisa León o Gloria García, cualquiera de las dos, como alcaldesas de Armenia en propiedad, armarían una coalición a favor de alguna de ellas. “Esto no es de candidatos, es de quién quiera trabajar por la ciudad. Acá no estamos en oposición o coalición estamos para trabajar por Armenia. Quien llegue y proponga cosas a favor de la ciudad encontrara en Cambio Radical un aliado. Quien llegue a deshacer con la ciudad encontrará un hueso duro de roer y yo, en lo personal, de la terna con quien más me relaciono es con Oscar Castellanos”, indicó.

Mientras se aclara todo, el gobernador nombra alcaldesa o alcalde en propiedad, se prevé que las cosas sigan tensas en el Concejo, la crispación política llegue a su punto de ebullición, las intrigas continúen y además, las volteretas políticas estén a la orden del día…

 

 

 

 

 

“Arde” Cambio Radical en Armenia, por cuenta de la crisis de los bomberos: fuego amigo

INFORME ESPECIAL |